Acercar al lector al hecho histórico latinoamericano

El profesor de Física y Matemática jubilado y escritor a tiempo completo, Enoc Sánchez, escribió la historia novelada "El espíritu de Simón" y yo con su permiso, tomo para este blog, la intención con la que él hizo su trabajo: Acercar al lector, tanto joven como adulto, no solamente al pensamiento de Bolívar, sino a todo lo que constituyó la gesta independentista Venezolana y Latinoamericana




domingo, 27 de octubre de 2013


https://encrypted-tbn3.gstatic.com/images?q=tbn:ANd9GcQD1XcXEEf2cYz3ReavRrh7wGNXunPm_Zz2nzAQzvz0fOs-xrS8


En Haití el europeo Colón inició el exterminio

Fue en la isla cuyos nativos indígenas denominaban Haití, donde realmente comenzó el exterminio en Latinoamérica. En efecto, a esa isla –hoy compartida por las repúblicas Dominicana y Haití- llegó Cristóbal Colón a comienzos de diciembre de 1492, como lo reseña uno de los libros de la colección Memorias de Venezuela, de la Fundación Centro Nacional de Historia.
“Invasión europea y resistencia ante el sistema colonial” es el título del libro impreso en noviembre de 2012 y en el encontramos interesantes artículos de la revista Memorias Venezuela, cuyos contenidos se refieren a la historia venezolana y de Latinoamérica.
Lo primero que hizo el marino italiano fue bautizar a la primera isla que encontró, que no fue otra que la actual República Dominicana, con el nombre de “La Española”, fundando en ella los primeros asentamientos europeos en nuestro continente. A partir de allí la isla se convirtió en el centro de operaciones de la conquista y la Colonia.  En ese primer viaje, con sus tres naves, también encontró a las Islas Bahamas (Guanahaní o San Salvador)y a Cuba, la cual fue denominada como Isla Juana.
Cita el libro que, “En el primer viaje, la famosa embarcación  Santa María encalló en un banco de arena en La Española y no pudo ser recuperada. Con los restos de la nave desguazada: maderas, velamen, cordaje, se construyó en diciembre de 1492 un fuerte llamado “La Navidad”, en la costa norte de la isla. Colón dejó allí a 39 hombres cuando regresó a España el 4 de enero de 1493. Al volver en su segundo viaje, en noviembre de 1493, los encontró a todos muertos, y el fuerte destruido por los indígenas de la isla”.
Explota la resistencia indígena en la actual dominicana
Lo anterior quiere decir que fue en La Española (Haití-Dominicana), donde reventó o explotó la resistencia de los primeros habitantes de este continente latinoamericano, en la conocida isla caribeña.  Nos explica la publicación que la destrucción del fuerte conocido como “La Navidad” había sido obra de un cacique a quien conocían por el nombre de  “Caonabo” o “Caonaboa” (“Señor de la casa del oro”). La historia publicada nos dice que el cacique en cuestión continuó con sus ataques a los visitante hasta que en 1494 fue apresado por Alonso de Ojeda y asesinado a manos de los españoles.
“Ese mismo año –sigue el relato- una alianza de cuatro caciques encendió la guerra en toda La Española y puso en peligro el poblamiento español. El mismo Almirante Colón, en compañía de su hermano Bartolomé, venció a los insurrectos y les impuso la servidumbre cargándoles de tributos”.
Exterminados
“En pocos años, los habitantes originarios de las islas del Caribe habrían sido totalmente exterminados”. ¿Cuánto ha pasado desde entonces y el despojo y el exterminio siguen con diferentes variantes y otros participantes? Se nos ocurre citar las dos guerras mundiales, Corea, Vietnam, La Guerra de los seis días en el Medio Oriente, Yugoeslavia, Grenada, Panamá, Irak, Libia y Siria y otras agresiones encubiertas y otras claramente abiertas.  
A nuestro entender, para entonces había comenzado la organización de la expoliación y la esclavitud de los primeros pobladores de este continente,  lo que ha continuado hasta ahora con un modelaje completamente diferente y con un exterminio que tiene sus variantes, pero exterminio al fin. No otra cosa ha sido lo que han padecido los habitantes de las naciones latinoamericanas, con sus guerras de independencia, el caudillismo, las dictaduras, persecuciones políticas y la malsana y mal pagada extracción de sus recursos naturales.
Un infierno de avaricias, intertítulo que habla
Regresamos al tema y leemos que la publicación refiere que “En La Española  Colón hallará, en contraste con el paraíso mítico que le sugirieron las aguas dulces y copiosas del Orinoco vertiéndose en el océano, el infierno real de la avaricia y la intriga de los primeros colonos europeos en América”. Decimos nosotros que esa intriga y avaricia no ha variado, permanece en el tiempo.
La cuestión está en que luego de andar por las costas orientales  de Venezuela Cristóbal Colón se fue a La Española, mientras el resto de los conquistadores estaban molestos por la escasez de oro y otras riquezas, al punto que un grupo se le sublevó. El Almirante vendió unos 300 indígenas como esclavos en España en su búsqueda de finanzas. Para entonces, “Los reyes enviaron un comendador para poner orden en la isla en 1500. Éste dispuso apresar al Almirante  y lo envió encadenado a la península, con lo que finalizó  lastimosamente el tercer viaje de Cristóbal Colón”.  
Es de hacer notar que al marino italiano, los reyes españoles le concedieron un cuarto viaje en 1502, con el consejo de que no se metiera en los asuntos administrativos de La Española, pues su presencia en esa isla resultaba, aparentemente, peligrosa.  
Hay que indicar, como lo dice  “Invasión europea y resistencia ante el sistema colonial”, que “Colón regresaría enfermo a España, en el intento de hacer valer sus derechos, su almirantazgo, su virreinato, su gobierno y sus regalías perpetuas. Nunca le fueron  reconocidos en la práctica. El hombre murió en Valladolid, el 20 de mayo de 1506. Se dice que sus restos cumplieron cierto periplo: viajaron a Santo Domingo, luego a La Habana y devuelta a Sevilla, mientras algunos dicen que sus restos reposan en República Dominicana.
Es interesante dejar escrito el detalle que, fue en el segundo viaje hecho por Colón, el 25 de septiembre de 1943 donde contó con el apoyo de 17 naves y 1.700 personas y se encontró con los territorios de los actuales Puerto Rico, Jamaica, Antillas Menores e Islas Vírgenes. Por cierto, la primera de las islas (hoy Estado Asociado a Estados Unidos) era denominada por los españoles como San Juan Bautista y el hoy territorio jamaiquino fue conocido como Santiago.
En su tercer viaje y con solo 6 naves, el marino acompañado de muchos agricultores, artesanos y trabajadores de diversos oficios encontró a Trinidad y Tobago, Delta del Orinoco, Península de Paria, Margarita, Cubagua y Coche.  
En el 4to viaje efectuado en noviembre de 1504 Cristóbal Colón navegó al frente de 4 naves, aunque no se tiene información de cuantos hombres le acompañaron y en su ruta, se encontró con los territorios que hoy constituyen las naciones conocidas como Honduras, Nicaragua, Costa Rica  Panamá.



Invasión europea
y resistencia ante
el sistema colonial

Centro Nacional de Historia, 2012
Caracas-Venezuela





No hay comentarios: